Santamaría considera que la posible concesión de CNT privatizará las utilidades

napoleón santamaría y concesión de cnt
FOTO: Radio Pichincha Universal / CF

Punto Noticias.- El abogado Napoleón Santamaría conversó sobre la posible concesión de CNT. Él afirmó que el Estado, hoy, tiene un déficit fiscal importante. En otras palabras, que todos los ingresos no sirven para cubrir los gastos, explicó.

Una de las maneras para financiar ese déficit, es el anuncio hecho por el gobierno: concesionar las empresas públicas. El entrevistado, en ese sentido, precisó que CNT no es del Estado, ni del Gobierno. «Es de todos los ecuatorianos. Somos dueños de una partecita de CNT». Santamaría indicó que, por norma constitucional, las telecomunicaciones están dentro de los sectores estratégicos que no pueden ser entregadas a manos privadas.

¿Qué sí permite la Constitución? Se preguntó. El abogado dijo que sí se puede concesionar la administración. Eso quiere decir que no se puede vender el activo, la empresa, ni las acciones. Ejemplos de este tipo ya existen. Es el caso de Banco del Pacífico, que es del Estado, pero la administran funcionarios privados. «Los activos, los bienes, las utilidades del Banco del Pacífico, es del Estado ecuatoriano».

La propuesta del gobierno es: con el nombre de concesión de la administración se está privatizando las utilidades de los 20 años. «Si CNT produce 200 millones al año, multipliquemos por 20 años. Eso nos da USD 4 mil millones (…) esta es una forma de privatizar los recursos, las utilidades». Ahí se está entregando la riqueza que genera una empresa del Estado, señaló.

La diferencia con el Banco del Pacífico es que si esta empresa ganó al año USD 48 millones (así fue, dijo), ese monto es del Estado. Los administradores cobran un porcentaje por una administración eficiente, apuntó Santamaría.

Por otra parte, los estados financieros de CNT «son un desastre». La empresa estatal tiene informes auditados hasta el 2015, explicó. En este último informe, Santamaría dijo que la empresa auditora señaló que no puede opinar porque «es tal el desorden de esta empresa que no me atrevo a decir si están bien o mal». En el 2014, 2013, 2012 y 2012, los informes de auditoría revelan una situación similar.

ESCUCHA LA ENTREVISTA COMPLETA

 

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*