Proyecto de reformas a la Ley de Compañías pasó el primer debate en la legislatura

Imagen: Asamblea Nacional

Actualizar el derecho societario, plantea la propuesta de normativa.

Punto Noticias. Corregir las inconsistencias que tiene la actual Ley de Compañías, con el fin de ajustarla a la legislación no solo local, sino también internacional, es el objetivo de la propuesta de normativa.

Sobre la base del informe de la Comisión de Desarrollo Económico, que tramitó el proyecto de reformas, el Pleno parlamentario lo discutió en primer debate.

A criterio de Esteban Albornoz, quien preside la mesa legislativa, es importante que se reforme y actualice la Ley de Compañías, toda vez que existen inconsistencias que deben ser corregidas.

Los cambios que se introduzcan permitirán enfrentar, de manera adecuada, la actividad comercial, que es cada vez más dinámica y debe estar a la vanguardia de las nuevas estructuras corporativas que se han ido incorporando al sistema societario ecuatoriano.

El proyecto plantea la actualización del derecho societario; establece otras formas de transformación de compañías, que no se encuentran reguladas actualmente, como las escisiones múltiples, operaciones combinadas y fusiones transfronterizas. Las escisiones múltiples es una nueva figura que permite solucionar inconvenientes entre los socios, sin afectar la existencia y funcionamiento de las personas jurídicas existentes, según explicó Albornoz.

Se refirió a las otras formas de organización, entre ellas, las operaciones combinadas y fusiones transfronterizas. Recordó que estos procesos se encuentran regulados en varias legislaciones de la región, atendiendo las necesidades del sector empresarial y de los emprendimientos.

Comentó que se pueden realizar operaciones combinadas entre sociedades que involucren transformación, fusión y escisión en un mismo acto, con el fin de crear, absolver o transformar múltiples sociedades; que las fusiones transfronterizas constituyen un proceso por el cual una o más sociedades extranjeras se unen con una o más sociedades ecuatorianas para establecerse y operar a través de la compañía ecuatoriana. De esta forma se amplía la capacidad asociativa de los ciudadanos, consagrada en la Constitución.

Para César Rohón, legislador socialcristiano, en temas como los procesos de disolución, el país reclama una normativa que termine las demoras y los excesivos trámites. La asambleísta Marcela Cevallos sugirió a la Comisión tomar en cuenta las nuevas formas de negocio que implementan las empresas en el mundo, mismas que han creado plataformas digitales.

Fuente: Asamblea Nacional.