Los jueces dictan prisión preventiva por todo

el hacinamiento en las cárceles
Sesión Comisión Fiscalización miércoles 24042019. Imagen: AN

Punto Noticias. Es tal el hacinamiento en las cárceles del país que, si la situación no cambia, habrá que cerrar las puertas de las prisiones en pocos meses, advirtió el director general del Servicio de Atención Integral a Personas Privadas de Libertad, Ernesto Pazmiño.

Cuarenta mil 96 personas están privadas de libertad; 37.200 hombres y 2.872 mujeres. Veinte y cuatro mil tienen sentencia; el resto está privado de libertad sin sentencia condenatoria.

Para Pazmiño, la causa del hacinamiento en los centros carcelarios es el abuso que hacen, fiscales y jueces, de la prisión preventiva.

 

El hacinamiento significa que hay un 40% más de población carcelaria sobre la capacidad que tienen las cárceles para albergar a los detenidos, según el funcionario, quien abogó para que la Comisión Legislativa de Justicia, a la que compareció, reforme los códigos Penal y de Procedimientos y permitan imponer medidas sustitutivas a la prisión preventiva, como el dispositivo electrónico, para los delitos menores.

Pazmiño está seguro de que, con estas medidas más humanas, se reducirá el número de personas detenidas en los centros de privación de libertad, porque los jueces imponen prisión preventiva por todo.

 

Para la legisladora Lourdes Cuesta, de CREO, está bien que se defiendan los derechos de los infractores de la ley, sin que se descuide la protección a las víctimas de la delincuencia. Le trasladó al funcionario de las cárceles los privilegios que tienen, en Cuenca, dos procesados por violación a menores y femicidio.

 

Por respuesta, Pazmiño señaló que encontró un sistema penitenciario inhumano, corrupto e ineficiente, producto del cual se presentan los casos denunciados por la legisladora Cuesta. El reto es convertirlo en un sistema humano, transparente y eficiente, declaró el director de las cárceles.