La vía vía Alóag – Unión del Toachi está abierta al tránsito vehicular

Se abrió vía Alóag Unión del Toachi

Tras permanecer una semana cerrada la carretera Alóag – Unión del Toachi a la altura del km 54, por el derrumbe de gran magnitud de material rocoso; la mañana de este domingo 25 de febrero se reaperturó la circulación vehicular.

Hasta este lugar llego el prefecto de Pichincha, Gustavo Baroja; para dar detalles del trabajo efectuado, las acciones a realizar y la apertura de la vía.

El titular del GAD de Pichincha señalo: “Son alrededor del 60 mil metros cúbicos de material rocoso que se desprendió de la montaña, lo que impido la circulación vehicular. Este derrumbe por su magnitud es uno de los más grandes registrados en la vía en los últimos años, incluso superando al del 2015 en el Km 28; que fue de 40 mil metros cúbicos”, indicó el prefecto Gustavo Baroja.

Así también indicó que “Algunas Rocas superan las 20 toneladas de peso y los 6 metros de diámetro”. Acotó: “La magnitud de estas piedras ha dificultado el desalojo del material, haciendo necesario realizar voladuras controladas; para facilitar el desalojo de las rocas a la escombrera definida en el sitio”.

Por poner un ejemplo el Prefecto Baroja manifestó: “Movilizar todo el material que cayó se necesitaría unas 5 mil volquetas de 12 metros cúbicos”.

Luego del análisis de los técnicos y especialistas se decidió construir una variante por detrás de las viviendas que se encuentran en este km 54, lo que permitirá la circulación vehicular de manera más segura. El paso por la zona afectada se hará sobre un relleno que el Gobierno de Pichincha realizó con el mismo material que se desprendió de la montaña. Según el prefecto Gustavo Baroja, los trabajos para la remoción del material que aún permanece sobre la vía tardarán entre una y dos semanas más.

Mientras tanto, en coordinación con la Policía Nacional, se mantendrá habilitada la vía mediante el paso provisional.  César Ruiz, director de Vialidad del Gobierno de Pichincha, puntualizó  al momento se realiza un estudio para construir la vía sobre ese paso provisional. “La idea es alejarse todo lo posible del talud para que el paso sea más seguro en este sector”, señaló.

El prefecto Gustavo Baroja recordó que de presentarse un nuevo deslizamiento de tierra o rocas, se procederá a cerrar la vía de inmediato; la razón precautelar la vida de los ciudadanos.

Al consultarle sobre el horario para circular por esta vía, el prefecto Baroja señalo que se mantendrá operativa, siempre y cuando las condiciones climáticas sean optimas.

De la misma manera se logró determinar que existen 27 puntos críticos en esta arteria vial. El kilómetro 54 no estaba contemplado dentro de ellos y se convirtió en una nueva zona que requerirá cuidado.

 

 

 

 

 

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*