La comunicación continúa como servicio público

reformas Ley Comunicación
Ley Orgánica de Comunicación. Imagen: redes sociales

Punto Noticias.- La comunicación sigue siendo un servicio público, a pesar de las reformas introducidas a la Ley Orgánica de Comunicación, en la legislatura.

Los asambleístas, que participaron de la sesión en la que se aprobó el proyecto de reformas a la Ley Orgánica de Comunicación, no se dieron cuenta de que el texto final dejó intacto el artículo 5, que considera a la comunicación como un servicio público.

A pesar del gran número de propuestas para reformar este artículo y cambiarlo por uno que señale que la comunicación es un derecho y no un servicio público, el presidente de la comisión de Derechos Colectivos, Jorge Corozo, que tramitó el proyecto, aseguró que nadie solicitó reformar este artículo.

 

A los demás integrantes de la mesa legislativa les sorprendió que el presidente de la mesa, Corozo, no haya presentado en el texto final los cambios al artículo 5, que si fueron aprobados por la comisión, según dijeron.

Jeannine Cruz asumió su responsabilidad de aprobar el proyecto final, que conservó el artículo 5 intacto. Dice que ella votó a favor de eliminar ese artículo, así como la Supercom, el linchamiento mediático, entre otros aspectos, que planteaba el informe de la mesa.

 

Los legisladores de Derechos Colectivos culpan a Jorge Corozo de haber recogido, en el texto final, la propuesta de que el artículo 5 no sea reformado, sin el consentimiento de los demás integrantes.

La parlamentaria Cristina Reyes, quien recién se enteró de este particular, señaló que no entiende como pudo haberse deslizado un error de esta naturaleza.

 

Ahora, los legisladores esperan que el presidente de la República, en su veto, reforme el artículo 5, para que la comunicación deje de ser un servicio público y pase a ser un derecho.

No puede hacerlo, porque este tema no es parte del proyecto aprobado por la legislatura, a criterio del asambleísta Juan Lloret, de la Revolución Ciudadana.

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*