Fallo rechaza la condena de la homosexualidad en Trinidad y Tobago

pinknews.co.uk

La colonia británica, Trinidad y Tobago, parece entrar judicialmente en el siglo XX con la decisión que tomó una jueza de un tribunal superior al considerar inconstitucionales las leyes aun vigentes que prohíben la sodomía en el país.

La magistrada consideró que esa ley es discriminatoria y atenta contra la libertad e integridad de los ciudadanos del país caribeño, por tal motivo determinó que deben ser anuladas.

La jueza en cuestión se llama Devindra Rampersad y también pidió la inconstitucionalidad para la ley que castiga la “indecencia grave”, en referencia a las parejas del mismo sexo.”El tribunal declara que los artículos 13 y 16 de la Ley de Delitos Sexuales son inconstitucionales, ilegales, nulos inválidos y sin efecto en la medida en que estas leyes penalicen cualquier acto constitutivo de conducta sexual consensual entre adultos”, manifestó.

La ley permite condenar a un hombre que tenga relaciones sexuales con acceso carnal con otro hombre a 25 años de cárcel, una pena que había sido elevada en 1986 y que en el año 2000 se llevó a los 25 años actuales.

El activista local Jason Jones demandó al gobierno de Trinidad y Tobago para conseguir que estas leyes fueran derogadas. “Soy un criminal simplemente porque soy un hombre gay. Hay alrededor de 100 mil personas LGBT en mis islas, todas viviendo con la amenaza de una ley penal. Heredamos estas leyes de Gran Bretaña, pero mi propio Gobierno extendió la ley para incluir a las lesbianas después de que obtuvimos nuestra independencia”, argumenta Jones.

Trinidad y Tobago no es el único país que castiga y prohíbe la homosexualidad, Antigua, Barbados, Granada, Jamaica, Saint Kitts, Santa Lucía y San Vicente, también son países con leyes homofóbicas y lesbofóbicas.

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*