Canadá le retira la ciudadanía honoraria a Aung San Suu Kyi

ciudadanía honoraria
FrankWinkler/pixabay

La Cámara Baja del Parlamento canadiense le retiró a la Premio Nobel de la Paz birmana, Aung San Suu Kyi, la ciudadanía honoraria que Canadá le había concedido en 2007, por sostener una postura de complicidad con el genocidio contra el pueblo rohinyá.

La represión y persecución que está sufriendo la minoría musulmana en Myanmar, también conocido como Birmania, ha generado cientos de miles de desplazados que huyen a países fronterizos para escapar de las violaciones de derechos humanos de los que son objeto.

Violaciones, torturas, desapariciones, todos los crímenes de lesa humanidad están ocurriendo bajo las órdenes de los mandos militares y ante la pasividad y complicidad d elos mandos políticos de la nación asiática.

Todos los diputados canadienses votaron condenando a las autoridades birmanas por estos hechos, solicitan sanciones contra este país y pide se le retire la ciudadanía honoraria a la jefa de facto del gobierno birmano.

“Nuestro Gobierno apoyó esta moción en respuesta a su continuo fracaso para hablar contra el genocidio de los rohinyá, un crimen cometido por el Ejército con el que comparte el poder”, manifestó Adam Austen, secretario de prensa del ministerio de Asuntos Exteriores.

El legislador del Partido Liberal, Andrew Leslie, fue quien presentó la moción la semana pasada y en una entrevista a la cadena CBC News dijo que para el gobierno esto significa “un territorio desconocido”, ya que nunca se le había retirado a alguien la ciudadanía honoraria, que Canadá solo otorgó en seis ocasiones.

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*