Acuerdo entre CREO y Gobierno busca un clima adecuado de ‘gobernabilidad’, según Marcelo Simbaña

También recalcó que no es necesario mantener al CPCCS

Marcelo Simbaña Villareal, asambleísta de CREO, habló sobre el acuerdo programático por parte de Guillermo Lasso con el Gobierno, juicios políticos a dos ministros y la posibilidad de ir a un referéndum para la eliminación del Consejo de Participación Ciudadana (CPCCS)

El asambleísta de CREO, considera que el acuerdo programático con el Gobierno Nacional procura generar un eje de gobernabilidad con la Asamblea nacional, los cuales se basan en la posibilidad de una fiscalización franca en los procesos donde hay irregularidades, una reforma laboral que permita la contratación para generar empleo y la reforma a la seguridad social que permita tener una pensión digna.

Simbaña Villareal también afirma sobre el juicio político a la ministra de Gobierno por la inseguridad general en el país, el uso indebido de los recursos públicos, y al ministro de Finanzas por el incumplimiento con los jubilados.

“Habrá que revisar sobre la subida de los años para jubilación “80 años es una locura”, “la idea es de que nos sintamos beneficiados y no perjudicados en los derechos”, aseveró el asambleísta.

En este sentido, Marcelo Simbaña comentó que el proceso que se seguiría para llegar al referéndum y eliminar al CPCCS; el punto de partida es recoger las firmas según los requisitos del Consejo Nacional Electoral, luego de ello se procederá a tratar esa reforma en el legislativo donde se preguntaría ¿está de acuerdo en eliminar algunos artículos de la constitución 207, 208, 209, 210 y 120 para eliminar al CPCCS?; una vez aprobada por el pueblo la reforma se tendrá 45 días para aplicarla.

Para el asambleísta no es necesaria la existencia de una entidad donde participen los ciudadanos. En este marco, aseguró que de volver la facultad de elegir a las autoridades del Gobierno a la Asamblea Nacional, se deberá establecer un proceso claro para evitar “repartos”. Por un lado de construye un organismo para la participación ciudadana y por otro se criminaliza la protesta, finaliza.

Fuente: Pichincha Universal