¿Quito en deterioro?

¿La ciudad de Quito está en deterioro?, una pregunta desarrollada en el segmento Punto y Contrapunto de Radio Pichincha Universal, por parte de Fernando Carrión, sociólogo y catedrático universitario, Pablo Moreira, presidente del Colegio de Arquitectos de Pichincha y el concejal, Mario Guayasamín.

Para Carrión, el alcalde de Quito, Mauricio Rodas, tiene una crisis de liderazgo muy significativa con un Concejo Metropolitano que tampoco es una maravilla porque  aunque originalmente los ediles contaban con tres bloques de Alianza PAIS, Alianza Suma-Vive y un concejal de CREO y hoy no se sabe cuántos bloques existen, dejando sin gobernabilidad a la capital, lo cual se evidencia en la cotidianidad con problemas en la recolección de basura o lo sucedido en el Troje.

 

Sin embargo dijo que sería un error producir un cambio en la Alcaldía, “porque eso no soluciona nada y no sabremos quién vendría (en lugar de Rodas) ”, de ahí que remarcó la importancia de  realizar una convocatoria amplia para generar soluciones desde la ciudadanía y concluir su periodo en mejores condiciones para tener todos los temas de la capital correctamente encaminados para el próximo burgomaestre.

 

Algo en lo que coincide Pablo Moreira, presidente del Colegio de Arquitectos de Pichincha, pues la problemática que se está creando en la capital no se soluciona con la salida de su alcalde sino con la modificación de la forma de comunicar a la ciudadanía, además de escuchar la voz de las organizaciones sociales y colectivos que le permitan tener una visión más clara de la ciudad que se necesita.

 

“Y es que Quito está pasando por un proceso muy complicado (…)  existe un deterioro amplio en el Centro Histórico. Principalmente hay un descuido conceptual del funcionamiento de la ciudad”, puntualizó el Moreira al insistir que no habido apertura a la participación como la del Colegio de Arquitectos.

 

Sin embargo, para el concejal Mario Guayasamín, no hay otro remedio más que el solicitarle la renuncia al alcalde Rodas, pues no cuenta con el respaldo de la ciudadanía y apenas un 14% de la gente le cree.

 

“O da un paso al costado o el Concejo tiene que decirle que se vaya para entren organismos de control y empiecen a fiscalizar toda la información”, resaltó el edil al mencionar que la situación de la ciudad está tocando fondo y es insostenible.

De ahí que reafirmó que ya no se necesitan informes sino la salida de Rodas y en caso de que no decida dar un paso al costado el Consejo Metropolitano debe actuar y sacarlo.

 

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*