Lula a los medios de comunicación: La única cosa que quiero y exijo es que existan para informar bien a la sociedad, no para mentirle

Foto: AFP

«Nunca fui a almorzar o desayunar con el dueño de un periódico, de una emisora de televisión para pedir un favor. La única cosa que quiero y exijo es que ellos existan para informar bien a la sociedad, no para mentirle, no para construir mentiras»

El expresidente de Brasil, Ignacio Lula Da Silva, concedió una entrevista al medio independiente de Argentina, Página12, en la que habló de varios temas de la actualidad brasilera y los 526 días que lleva en prisión.

Lula actualmente se encuentra detenido en la cárcel de Curitiva, lugar creado en 2007 para detenidos en tránsito. Allí se alojan 20 presos más, pero solo él se encuentra de forma permanente y aislado. 22 de las 24 horas del día las pasa en soledad.

Para esta entrevista el Exmandatario tuvo un fuerte resguardo policial, el cual lo escoltó desde la salida de la celda, hasta la finalización del dialogo con el medio argentino.

De este encuentro se destaca la vitalidad y energía de Lula, pues pese a estar detenido y aislado, no pierde la esperanza en la justicia, en la verdad y en la vida.

“Tengo ganas de vivir mucho. No sé por qué, pero creo que voy a vivir 120 años, entonces alguien que va a vivir mucho necesita tener mucha fuerza porque sino la vida se transforma en algo aburrido”.

Cuando se le consultó sobre su libertad, Lula indicó que espera con mucha tranquilidad que la Suprema Corte tome una decisión sobre su caso. Al igual que él, sus abogados se mostraron optimistas e indicaron que esperan que se le otorgue la libertad en los próximos meses o al menos el arresto domiciliario.

Sobre los motivos que lo llevaron a prisión Lula señaló:

“Estoy acá condenado por un exjuez mentiroso (Sergio Moro); por un fiscal mentiroso y canalla (Dealtan Dallagnol) y por algunos comisarios que me armaron causas mentirosas. Podría no estar acá, podría haberme ido de Brasil. Pero vine acá porque tengo a cuatro personas que saben la verdad sobre estos juicios: yo, Dios, el juez y los fiscales. Ellos saben que mienten. Y Dios y yo sabemos que estoy con la verdad. Es por eso que estoy acá. Estoy acá para probar mi inocencia. Es más, ya probé mi inocencia, lo que quiero es que ellos prueben mi culpabilidad”.

Lula reiteró que el único delito que cometió “ fue probarle a una elite brasileña políticamente canalla, que es posible que el pueblo coma lomo y bife, que es posible que el pueblo pobre viaje a Bariloche, a Buenos Aires, a Miami en avión, que es posible que una persona tenga una casa, que es posible que una persona entre en una universidad, que es posible que una persona vaya a una escuela técnica y que es posible que una persona tenga acceso a la cultura, al esparcimiento, al teatro, al cine, a un restaurante. Ese fue el delito que cometí”.

¿Lula Da Silva aún cree en la justicia?

El Exmandatario indicó que “no porque un juez haya sido un canalla, no porque un fiscal haya sido un canalla, vos tenés que juzgar a toda la justicia por causa de ese error. El problema es que espero, con mucha tranquilidad, que la Suprema Corte tome una decisión. Tengo dos habeas corpus que se tienen que votar.

Sobre la relación de los medios de comunicación y la justicia

“Hay una presión muy grande de la prensa brasileña, sobretodo de la Rede Globo de televisión para que Lula no salga de prisión. Nunca fui a almorzar o desayunar con el dueño de un periódico, de una emisora de televisión para pedir un favor. La única cosa que quiero y exijo es que ellos existan para informar bien a la sociedad, no para mentirle, no para construir mentiras. Y en Brasil se construyeron muchas mentiras. Si tenés en cuenta que el principal noticiero de Brasil de la televisión, según una encuesta hecha por una profesora de la Universidad Federal de Minas Gerais, en tan solo un poco más de un año, hay 80 horas, en el principal noticiero de esta televisora, hablando mal de Lula. Y al mismo tiempo tiene más de 100 horas, transformando un juez mentiroso en héroe. O sea, ellos pensaban que la mentira iba a vencer. Y estoy aquí para decirles a ustedes: la verdad vencerá, cueste lo que cueste, tarde lo que tarde, pero el pueblo brasileño va a saber la verdad y que esas personas que me acusaron no tienen moral. Hicieron uso de la justicia para hacer política y el principal objetivo era impedir que Lula volviera a ser presidente de la República de este país. Y que el PT ya no pueda ganar más las elecciones.

 

Fuente: Página 12 – www.pagina12.com.ar