Hermanas taromenane se reencuentran tras matanza de sus familiares

Imagen referencial, Fiscalía

La Fiscalía motivará otras reuniones para reforzar los lazos afectivos entre las menores de edad.

Punto Noticias.- Tras seis años de haber sido separadas por la muerte de sus familiares, en marzo de 2013, las dos hermanas que vivían bajo la tutela de los waorani, se volvieron a reunir. La Fiscalía General del Estado fue el ente que medió para conseguir el encuentro.

Las niñas de la etnia tagaeri-taromenane vivían en distintas comunidades: Baameno y Dikaro. Fueron indispensables varias reuniones con las autoridades del Gobierno para conseguir el acercamiento.

En este reencuentro estuvieron presentes Anahí Briceño Ruiz, directora nacional del Sistema de Protección y Asistencia a Víctimas, Testigos (Spavt); Pío Palacios, fiscal provincial de Orellana; Alfredo Amores, delegado de la Zona 2 de Salud para la Promoción de Servicios con Enfoque Intercultural; Cristina Pavón, encargada de la Promoción de Servicios Interculturales de Loreto, por el Ministerio de Salud Pública; y Daniel Ruiz, de la Secretaría de Derechos Humanos y Pueblos en Aislamiento Voluntario.

Asimismo, estuvieron presentes Pentivo Baihua, líder de la comunidad Baameno y encargado del cuidado de una de las niñas, y Araba Omeguai, líder de la comunidad Dikaro y tutor de la otra menor de edad.

Según la Fiscalía, se planificarán otros encuentros con la finalidad de reforzar los lazos afectivos entre ellas.

Cabe recordar que a mediados de mes, 10 ciudadanos waorani, que viven en el Yasuní, fueron sentenciados a cumplir 200 horas de trabajo comunitario durante cuatro años, por el delito de homicidio registrado el 30 de marzo de 2013. En esa fecha, los indígenas waorani mataron a por lo menos 20 miembros de los clanes tagaeri-taromenane, una tribu no contactada de la Amazonía ecuatoriana, en venganza por la muerte de dos ancianos waorani a manos del pueblo no contactado.

Desde entonces, las niñas fueron separadas y se convirtieron en trofeos de guerra de los atacantes, por lo que incluso se pidió la intervención de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

Fuente: Fiscalía, La Hora, Pichincha Universal, redes sociales